Imprimir

Reabren Templo de la Santísima Trinidad tras atención de daños derivados de los sismos. Foto: Centro INAH Tlaxcala.

 

*** El INAH restauró la fachada y se reconstruyó parte del barandal superior del campanario; al interior, reparó muros que tenían grietas y fisuras

 

*** La recuperación de estos espacios dedicados al culto, afectados por los sismos de 2017, ha sido del mayor interés para las autoridades federales, estatales, municipales y eclesiásticas


 

 

Tlaxcala, Tlax.- Para el Centro INAH Tlaxcala es motivo de satisfacción informar que, después de los trabajos de restauración llevados a cabo, el Templo de la Santísima Trinidad reabre sus puertas con el fervor de siempre y esta vez con el gusto de apreciar nuevamente las 15 esculturas y 23 óleos, los cuales, tras ser resguardados por la representación estatal del Instituto en la entidad, luego de los sismos de 2017, han sido reinstaladas.

 

Como parte de los 134 inmuebles reportados con daños en el estado de Tlaxcala, especialistas del INAH atendieron afectaciones en la fachada del templo y se reconstruyó parte del barandal superior del campanario; al interior, se repararon los muros que tenían grietas y fisuras. Asimismo, se restituyeron aplanados en el interior y exterior.

 

“Haciendo uso de sus facultades, como son investigar, proteger, restaurar y custodiar, en términos de la Ley Federal Sobre Monumentos y Zonas Arqueológicos, Artísticos e Históricos, el INAH tomó acciones en este monumento histórico del siglo XVII, legado representativo de la comunidad de la ciudad de Tlaxcala”, indicó el director del Centro INAH en la entidad, José Vicente de la Rosa Herrera.

 

Los daños fueron resarcidos, en una primera parte, con recursos del seguro institucional del INAH, y también se contó con apoyo del gobierno municipal para la atención al portal de acceso; en tanto, la recuperación de los bienes muebles se logró con recursos del Fondo de Desastres Naturales (Fonden).

 

De la Rosa puntualizó que las afectaciones se atendieron con base en un equipo multidisciplinario, conformado por personal de las áreas de Monumentos Históricos y de Conservación del Centro INAH Tlaxcala.

 

La recuperación de estos espacios dedicados al culto para la feligresía tlaxcalteca, que resultaron afectados por los sismos de 2017, ha sido del mayor interés y atención de las autoridades federales, estatales, municipales, eclesiásticas y del propio INAH.

 

Cabe mencionar la participación del párroco Manuel Zamora Díaz, para llevar a buen fin la atención de los daños de este importante templo.

Archivos adjuntos:
Descargar este archivo (20191220_boletin_563.pdf)Boletín 563[Descargar]