Se otorgaron estímulos a las categorías de 5 hasta 50 años a 700 premiados de los cuales 399 pertenecen a distintos estados y 301 a la CDMX. Foto: Edith Camacho, INAH.

 

*** Se reconoció a administrativos, técnicos y manuales, de la rama de arquitectura y restauración, así como a personal de apoyo a confianza

 

*** La ceremonia, celebrada en el Centro Comunitario Culhuacán, en la Ciudad de México, estuvo encabezada por el director general de la institución, Diego Prieto


 


En reconocimiento a su entrega al Instituto Nacional de Antropología e Historia (INAH), y a las diversas tareas que permiten el cuidado, defensa, investigación y disfrute social del patrimonio cultural de México, el director general de la institución, el antropólogo Diego Prieto Hernández, encabezó la entrega de estímulos por antigüedad a trabajadores administrativos, técnicos y manuales, de la rama de arquitectura y restauración, así como a personal de apoyo a confianza.


En la ceremonia, celebrada en el Ex Convento de Culhuacán, sede del centro comunitario del mismo nombre, se premió a 700 trabajadores, de los cuales 399 pertenecen a dependencias ubicadas en los distintos estados de la República, y 301 a instancias localizadas en la Ciudad de México. Este personal, forma parte de la vida del INAH desde hace más un lustro, y en una decena de casos, llevan dentro del mismo 40, 45 y 50 años, respectivamente.


El titular del INAH mencionó especialmente al doctor Fermín Alí Cruz Cervantes, responsable de la Unidad de Organización, Información y Evaluación, de la Escuela Nacional de Antropología e Historia, quien cumple 50 años de trayectoria y es ejemplo de superación, toda vez que sus estudios superiores y de posgrado, los llevó a cabo paralelamente a su desempeño en la institución y con el propósito de mejorar en su labor.


También destacó a Albino Torres Luevano, por 45 años de esfuerzo en su quehacer como custodio especializado del Museo Regional de Historia de Aguascalientes, quien en una semblanza comentó que “el trabajo es nuestra segunda casa, por eso hay que hacerlo con entusiasmo. Nadie me ha quitado el cariño a la institución”.


Por ese mismo lapso de servicio se reconoció a María Teresa Campos Bravo, de la Coordinación Nacional de Antropología, y a Quintín Muñoz Garayzar, del Museo Regional de Baja California Sur.


Diego Prieto manifestó que cada trabajador, desde investigadores hasta personal de vigilancia y custodia, representa el capital de la institución, cada uno “aporta un granito de arena, para que a ocho décadas de su fundación y en pleno siglo XXI, siga siendo puntal en el proyecto de nación que deseamos y en el cual el tema de la diversidad regional, étnica, lingüística, comunitaria, es fundamental”, sostuvo.


El titular del INAH y Juan Manuel Hernández Melchor, secretario general del Comité Ejecutivo del Sindicato Nacional Democrático de Trabajadores de la Secretaría de Cultura —del que 270 agremiados fueron reconocidos—, informaron que autoridades y trabajadores buscan alcanzar un pacto institucional que abarque los siguientes aspectos: la búsqueda de un presupuesto justo para cumplir con sus funciones, la defensa del patrimonio ante actos que atenten contra el mismo, el otorgamiento de prestaciones y derechos, y el combate a la corrupción.


Diego Prieto expresó que “pelear por la institución es defender, en lo individual y en lo colectivo, nuestro trabajo”, sobre todo en tiempos en los que el INAH ha visto incrementar sus encargos sociales, que no sólo incluyen la administración de 194 zonas arqueológicas y 162 museos, los cuales son repositorios de la memoria común; la formación de profesionales o el estudio de las diferentes ramas de la antropología y de la historia, sino el involucramiento directo con comunidades cuya marginación es parte de los grandes problemas nacionales a atender.


 El antropólogo refirió que, pese al déficit presupuestario, el INAH no ha descuidado estos deberes. Asimismo, señaló que, desde la Presidencia de la República y la Secretaría de Cultura, existe una comunicación abierta y se tiene conciencia del papel que juega el INAH en la regeneración del tejido social, lo que comprende la continuidad de los trabajos en los inmuebles históricos dañados por los sismos de septiembre de 2017. Muestra de ese compromiso, es que el presupuesto anual a la institución no ha disminuido, e incluso se prevé un incremento del mismo para el ejercicio 2020, ascendiendo a tres mil 739 millones de pesos.


La entrega de estímulos por antigüedad a trabajadores administrativos, técnicos y manuales, de la rama de arquitectura y restauración, así como a personal de apoyo a confianza, contó con la presencia de Eduardo Fernández Azpiri, coordinador nacional de Recursos Humanos; de Mariana Hernández, directora del Centro Comunitario Culhuacán; y de Pedro Velázquez Beltrán, secretario administrativo.


También presidieron este acto Armando Arenas, secretario de Finanzas del SNDTSC; Eva García Pérez, secretaria de Acción y Asistencia Social; Juan Gerardo González, secretario de Escalafón y Profesionalización; y María del Jesús Mejía, secretaria general del Comité Ejecutivo de la Sección Ciudad de México.

 

Archivos adjuntos:
Descargar este archivo (20190912_boletin_331.pdf)Boletín 331[Descarga]

Atención a medios de comunicación

 

Gabriel Ulises Leyva Rendon

ulises_leyva@inah.gob.mx

Director de Medios de Comunicación


  Arturo Méndez

Atención a medios de comunicación

 

Foto del día

De dos a tres caídas. Arena Coliseo