Imprimir

Las esculturas de babuinos gbekre se relacionan con la adivinación. Foto Mauricio Marat. INAH.

 

*** Côte d’Ivoire: un país, muchas culturas reúne 34 objetos etnográficos de arte tradicional de esa nación africana y 20 imágenes a color del fotógrafo francés Jean-Francoise Druz

 

*** Se presenta en las salas de Exposiciones Temporales y de Profundis (usos múltiples), hasta marzo de 2019


 


Costa de Marfil posee un rico patrimonio artístico reconocido mundialmente, su historia ha estado marcada por momentos turbulentos como luchas internas, trata de esclavos y la colonización francesa. En esta ocasión, el Museo Regional de Tlaxcala (MRT) presenta por primera vez la exposición temporal Côte d’Ivoire: un país, muchas culturas, que da cuenta de la riqueza artística de esta nación y la vida cotidiana de su gente.


Organizada por el Instituto Nacional de Antropología e Historia (INAH), en colaboración con la Embajada de la República de Costa de Marfil en México, la muestra está integrada por 34 objetos etnográficos de arte tradicional de las culturas de Costa de Marfil y 20 imágenes a color de gran formato, autoría del fotógrafo francés Jean-Francoise Druz, impresas sobre papel de fibras naturales.


 Durante la ceremonia de apertura, Diego Martín Medrano, director del MRT, definió que Jean-Francoise Druz, además de fotógrafo, también puede definirse como un antropólogo, ya que sus imágenes no sólo son estéticas, sino narran de manera gráfica las tradiciones y costumbres de este país ubicado en África occidental.


Por su parte, Eduardo Emilio Velázquez, director del Centro INAH Tlaxcala, refirió que el museo regional es objeto de una intervención para atender los daños que sufrió a raíz del sismo del 19 de septiembre de 2017, pero no por ello ha dejado de lado su actividad cotidiana que es acercar las manifestaciones culturales a la comunidad tlaxcalteca.


En tanto, Irie Gaëtan Fouabi, primer consejero de la Embajada de la República de Costa de Marfil en México, en representación de Robert Djérou, embajador de aquella nación africana en nuestro país, dijo que esta exposición es una oportunidad para tender puentes de comunicación ente ambas naciones a través de la artesanía, el arte y la gastronomía. “La muestra permitirá conocer la cultura de un país que parece lejano, pero que en muchas prácticas coincide con México, como en el cultivo de arroz”.


En el acto inaugural también estuvieron Liliana Cahuantzi, directora del Museo Miguel N. Lira, en representación del gobernador de Tlaxcala, Marco Mena; Karla Peniche, subdirectora técnica del Museo Nacional de las Culturas del Mundo (MNCM), y Adiela Valencia, directora de la Casa de Costa de Marfil en México.


Bajo la curaduría de Raffaela Cedraschi, investigadora del MNCM, y el montaje de Martín Medrano con apoyo de Cándido Ramírez, en Côte d’Ivoire: un país, muchas culturas, el público podrá observar el trabajo del fotógrafo galo intercalado con las obras artesanales.


La muestra abre con un arpa de madera tallada (cultura baule), que tiene  esculpida la imagen de una mujer sentada con un niño en su regazo y la figura de un camaleón en la parte posterior, animal mítico para ese país africano,  considerado “uno de los primeros en caminar sobre la Tierra”.


Posteriormente se exhiben las esculturas de babuinos gbekre (cultura baule) relacionados con la adivinación: tanto estos animales como los chimpancés, en Costa de Marfil se consideran anómalos por su cercanía y parecido al ser humano. 


También se presentan máscaras sonrientes con ojos en forma de fisuras, conocidas como deangle —usadas para acompañar a los niños en un ritual de iniciación—, además de  aquellas que tienen tocado, llamadas “máscaras vientre”, cuyo vínculo remite algún culto dedicado a la esencia de los antepasados, y las zakpei que funcionan para prevenir los incendios domésticos.  


Se observan figuras antropomorfas baule de madera, que personifican a dos tipos de espíritus problemáticos: los asi asu, que viven en los elementos de la naturaleza y afectan las cosechas o provocan accidentes o enfermedades; y los “esposos del otro mundo”, que aluden a espíritus que se consideran invisibles.


Asimismo, en la exhibición destaca un mancala (juego cotidiano en la cultura baule), del cual el museo hizo una reproducción para que el público aprenda a jugarlo; bastones de mando tallados en madera (culturas baule y guro), un textil tradicional de algodón con tinte mineral de la región de Korhogo; una máscara de búfalo (cultura toma), utilizada en ceremonias y danzas agrícolas para el pedimento de la buena cosecha, y finalmente se presenta un video sobre el devenir moderno del país marfileño. 


Respecto a las fotografías del artista francés, sobresalen aquellas tituladas: Jugadores de bolons, instrumentos de calabaza, Waraniéné; Danza de iniciación Boloye y “mascaras parteras”, Waraniéné; Adolescentes frente a la mezquita de Korhogo, tierra de los senufo; Preparación de las redes para pescar, en la laguna de Sassandra; Casas de tierra y paja, cultura yacouba, Silakoro y Mujeres moliendo arroz, Touba.


La colección pertenece a la Casa de Costa de Marfil en México y llegó al Museo Regional de Tlaxcala a través del Museo Nacional de las Culturas del Mundo, donde se exhibió el año pasado.


Côte d´Ivoire. Un país, muchas culturas permanecerá hasta marzo de 2019 en la salas de Exposiciones Temporales y de Profundis (usos múltiples), del Museo Regional de Tlaxcala (calzada de San Francisco, Centro, Tlaxcala de Xicohténcatl, Tlaxcala). Horario: martes a domingo, de 10:00 a 18:00 horas. Acceso general 60 pesos. Estudiantes, niños menores de 13 años, maestros, personas de la tercera edad y público con discapacidad entran gratis. Domingos acceso libre para público nacional y residentes.

 

 

Archivos adjuntos:
Descargar este archivo (20181116_boletin_427.pdf)Boletín 427[Descarga]