Jaime Torres Bodet

Portada del libro. Foto: Héctor Montaño, INAH.

 

*** Jaime Torres Bodet. Iconografía es coautoría de Adriana Konzevik, coordinadora nacional de Difusión del INAH, y del historiador Francisco Montellano

 

*** A través de un conjunto de textos y más de 100 fotografías, se muestra al personaje como servidor público, diplomático, literato, entre otras facetas, y pieza clave en la consolidación de instituciones educativas de México


 

 

“Tal y como dijera la nota final que dejó Jaime Torres Bodet antes de quitarse la vida, el 13 de mayo de 1974, cumplió con su deber hasta el último momento, lo que lo convirtió en un personaje imprescindible en la historia política y literaria de México”, expresó la historiadora Adriana Konzevik, durante la presentación del libro Jaime Torres Bodet. Iconografía, que realizó en coautoría con el historiador Francisco Montellano.

 

Durante el acto celebrado en la Librería Rosario Castellanos, del Centro Cultural Bella Época del Fondo de Cultura Económica (FCE), la también coordinadora nacional de Difusión del Instituto Nacional de Antropología e Historia (INAH), agradeció la confianza que tuvo José Carreño Carlón, director del FCE, para la elaboración del libro y puntualizó que el pensamiento de Bodet y su legado siguen vigentes.

 

“El lugar me es profundamente entrañable, por el gran cariño que le tengo al Fondo de Cultura Económica, institución en la que tuve la oportunidad de colaborar; también por estar en este panel como autora y no como editora y, por supuesto, porque Torres Bodet me apasiona, lo considero uno de los grandes mexicanos del siglo XX”, manifestó.

 

Adriana Konzevik añadió que es fundamental revisitar la obra de Torres Bodet en esta nueva etapa del país, cuando se piense en las vanguardias artísticas, en las políticas públicas que requiere México en materia educativa y cultural, en el valor de las instituciones, en la relación con el mundo y en el sentido de pertenencia en el servicio público, incluso, para diferir.

 

El libro, editado por el FCE, contiene textos y pies de foto de Adriana Konzevik; y la investigación iconográfica de Francisco Montellano. El volumen es el cuarto de una serie del FCE relacionada con la figura de Torres Bodet, los anteriores son: Poesía completa, que incluye 45 poemas "desconocidos" del diplomático y escritor; Memorias I, que presenta los textos “Tiempo de arena, Años contra el tiempo y La victoria sin alas", y en Memorias II, los titulados “El destierro internacional, La tierra prometida y Equinoccio”.

 

El panel de presentación estuvo moderado por el editor del FCE, Max Gonsen; la participaron de los dos coautores y los comentarios del doctor en Historia por la UNAM, Ricardo Pérez Montfort, y del filósofo e historiador del Arte por la UNAM, Ángel Miquel.

 

Francisco Montellano, cuya especialidad es la historia de la fotografía en México, mencionó que más allá de presentar al personaje en su labor pública, el libro intenta ahondar en la obra literaria de Torres Bodet que, hasta cierto punto, es desconocida.  

 

“Torres Bodet nació en la Ciudad de México en 1902 y se formó en las escuelas Preparatoria, de Jurisprudencia y de Altos Estudios. Muy joven fue secretario particular de Vasconcelos, para luego quedar al frente del Departamento de Bibliotecas de la Secretaría de Educación Pública. Amante de los cigarrillos Chesterfield, fue un prominente funcionario público que también se distinguió como hombre de letras, y estuvo entre los creadores de las revistas literarias Falange y Contemporáneos”.

 

De esta última se derivó el término Los Contemporáneos, que denominó a aquella brillante generación de jóvenes mexicanos destacados por su moderno y cosmopolita punto de vista reflejado en sus creaciones relativas al ámbito literario, artístico, musical, teatral y cinematográfico.

 

Jaime Torres Bodet fue dos veces secretario de Educación Pública (1943- 1946 y 1958-1964), y en ambos periodos tuvo importantes logros, entre los que se cuentan políticas públicas y campañas para abatir el analfabetismo y extender y mejorar la enseñanza primaria; la capacitación del magisterio y el trabajador industrial; la construcción de escuelas y sedes culturales como el Conservatorio Nacional de Música y los museos de Arte Moderno, Nacional de Antropología y la Galería de Historia, entre otras muchas, así como poner al alcance de los escolares los libros de texto gratuitos. 

 

Ingresó al Servicio Exterior Mexicano mediante examen de oposición, en 1929; ocupó diversos cargos en las legaciones mexicanas en Madrid, París, La Haya, Buenos Aires y Bruselas; fue jefe del Departamento Diplomático, subsecretario y secretario de Relaciones Exteriores (1946-1948), y finalmente director general de la UNESCO (1948-1952).

 

Asimismo, fue miembro de la Academia Mexicana de la Lengua y de El Colegio Nacional, y doctor honoris causa por varias universidades mexicanas y extranjeras. Entre otras múltiples distinciones recibió el Premio Nacional de Ciencias y Artes (1966) y la Medalla Belisario Domínguez del Senado de la República (1971), y en 1975, al año siguiente de su muerte, se emitió un timbre conmemorativo con su efigie.

 

Pérez Montfort indicó que tal y como dijera Salvador Novo: “Torres Bodet no tiene vida, sino biografía”, Jaime siempre creyó que la educación es la gran resolvedora de conflictos sociales.

 

Manifestó que el libro cumple fehacientemente en presentar a Torres Bodet tal como es, y en ese sentido, la publicación es un gran logro porque hace justicia al personaje. En las fotografías —refirió—, se aprecian aquellos retratos del escritor y diplomático durante su infancia, juventud, como funcionario público, momentos que vivió con su esposa Josefina Juárez, como apacible y reflexivo lector, y una representación muy peculiar de Jaime como marioneta.

 

Por su parte, Ángel Miquel señaló que tanto las imágenes y fichas informativas están organizadas mediante una cronología que parte de 1890, año en el que contrajeron matrimonio los padres de Torres Bodet en la ciudad de Lima, Perú, hasta 1974, cuando muere, por lo que es visible su figura en todas sus facetas.  

 

Las más de cien imágenes del libro pertenecen principalmente a instituciones como la UNAM, las secretarías de Cultura (INAH-Sinafo) y de Educación Pública, del Archivo General de la Nación y de acervos particulares.

 

Jaime Torres Bodet. Iconografía, volumen de la Colección Tezontle, primera edición, 2018, puede adquirirse en la Librería Rosario Castellanos del FCE (av. Tamaulipas 202, colonia Hipódromo Condesa, Ciudad de México).

Archivos adjuntos:
Descargar este archivo (2018_263.pdf)Boletín 263[Descargar]

Atención a medios de comunicación

 

Gabriel Ulises Leyva Rendón

Director de Medios de Comunicación


Arturo Méndez

Atención a medios de comunicación

arturo_mendez@inah.gob.mx

artest26@yahoo.com.mx

Ext. 417511

 

Foto del día

Vaso Canopo