En comunidades de Oaxaca

Especialistas del Instituto Nacional de Antropología e Historia (INAH), coordinados por la restauradora Blanca Noval, llevan a cabo trabajos de esa materia en distintas obras históricas de diversas comunidades del estado de Oaxaca con la finalidad de devolverles su belleza.
 
En la comunidad de Coixtlahuaca, se lleva a cabo la restauración del retablo de San Juan Bautista, ubicado al interior del templo dominico del lugar, la obra es considerada una de las más importantes en toda la Mixteca, porque a diferencia del dorado utilizado en la mayoría de las obras, las tablas fueron pintadas en blanco por el renombrado artista del siglo XVI, Andrés de la Concha.
 
No es el dorado barroco que distingue a los retablos de los siglos XVI y XVII, el de San Juan Bautista presenta la sobriedad que le da el color blanco, un atractivo especial que provoca una llamativa vista dentro del templo, mencionó en entrevista Noval.
 
De 12 metros de alto por 14 de ancho, el retablo en cuestión presentó daños que van desde manchas provocadas por la cercanía de las flores, quemaduras ocasionadas por veladoras, derrumbes y ataques de insectos, así como daños por la continua y cercana iluminación que se da a las imágenes. Además, se identificó el mal estado en que se encontraban las instalaciones eléctricas lo cual ponía en riesgo la obra por algún corto circuito que pudiera producirse.
 
Representantes de la Unión de Museos Comunitarios de Oaxaca solicitaron la ayuda de los especialistas y estos, a su vez, se trasladaron a la comunidad para verificar las afectaciones que presentaba el retablo. Miembros de la unión e integrantes de la comunidad, supervisaron en todo momento los trabajos de restauración e incluso, a muchos de ellos, se les capacitó en cuestiones de conservación preventiva para que, una vez corregidos los daños, se hagan cargo de manera correcta del inmueble.
 
De igual manera, se les ha integrado a los proyectos para que colaboren en cuestiones de resane, carpintería, limpieza de las obras, inyección de cola, entre otras actividades, aspectos que, además, han resultado en la generación de empleos para los lugareños.
 
Con un avance del 60 por ciento, el proyecto sigue este año con la restauración de las tablas del artista De la Concha, piezas importantes del retablo que, aunque su desmontaje resultó difícil por la colocación que presentaban, se trabajan al igual que el mueble en general.
 
Lo ideal era poder llevarnos las tablas para trabajarlas en laboratorio pero a pesar de explicarles las ventajas, la comunidad no ha permitido que salgan del recinto, mencionó Noval.
 
El proyecto, que se desarrolla gracias a un esfuerzo conjunto realizado por la comunidad y especialistas del INAH con recursos económicos aportados por la Fundación Harp Elú; continuará por un par de años más, concluyó la especialista.


 
Cuadro de la Virgen del Rosario en San Martín Huamelulpan
       
Otra de las comunidades donde se llevaron a cabo trabajos de restauración fue San Martín Huamelulpan, poblado perteneciente al municipio de Tlaxiaco, donde se restauró un cuadro de la Virgen del Rosario que presentaba el marco totalmente apolillado así como erosiones, deslaves, deformaciones y suciedad en la pintura.
 
Al ser un óleo sobre lino con una dimensión aproximada de 1.80 por .90 metros, se procedió a realizar un re-entelado holandés, técnica que sólo es utilizada en piezas que presentan daño severo como fue este caso.
 
Hace unos dos años, integrantes de la Unión de Museos Comunitarios nos visitaron para solicitar apoyo en la restauración de piezas al interior del templo que está sobre la zona arqueológica del lugar, mencionó Noval.
 
Además de apoyarlos en cuestiones museísticas y de registro arqueológico, descubrimos un cuadro que presentaba severo deterioro por lo que les propusimos intervenirlo para devolverle su belleza original, agregó.
 
En este caso, se dio un hecho curioso ya que la comunidad, durante años, profesó culto a la Virgen de la Concepción, deidad con la que se relacionó la imagen. Sin embargo, una vez que los especialistas del INAH se dieron a la tarea de realizar limpieza profunda a la misma, descubrieron que, en realidad, dicha imagen correspondía a la Virgen del Rosario, la cual es característica en la zona de la Mixteca.
 
A diferencia de Coixtlahuaca, en Huamelulpan se llevaron a cabo asambleas con representantes de la comunidad para convencerlos de que, transportar el cuadro a las instalaciones del INAH para su restauración, era lo mejor debido al avanzado daño que presentaba.
 
Ante la comunidad, el cuadro fue desmontado y los asistentes firmaron de conformidad, al tiempo que varios de ellos acompañaron el viaje hasta los talleres de la coordinación donde sería intervenido, comentó la especialista.
 
Una vez en los talleres, se llevaron a cabo los procesos correspondientes como fotografías, rayos X, limpieza, reintegración de color e identificación cromática de los mismos, para intentar devolverle las características originales de la obra que presentó en el siglo XVII.
 
De igual forma que en el resto de las comunidades, a los responsables del patrimonio en Huamelulpan se les impartieron pláticas relacionadas al cuidado de las piezas, específicamente de conservación preventiva.
 
Después de meses de trabajo, el cuadro fue devuelto a la comunidad donde se comprometieron a construir un marco nuevo para la imagen mientras que especialistas del INAH darían asesoría sobre la colocación del mismo.

Atención a medios de comunicación

 

Gabriel Ulises Leyva Rendón

Director de Medios de Comunicación


Arturo Méndez

Atención a medios de comunicación

arturo_mendez@inah.gob.mx

artest26@yahoo.com.mx

Ext. 417511

 

Foto del día

El reino de Horus. La vida en el país del Nilo