cocodrilo

El reptil de cuatro metros y medio de largo será intervenido de agosto a noviembre de este año dentro del Seminario-taller de Restauración de Obra Moderna y Contemporánea de la ENCRyM. Foto: Guillermo Campos, INAH.

 

*** El reptil, de 4.5 metros de largo, será intervenido de agosto a noviembre en el Seminario-Taller de Restauración de Obra Moderna y Contemporánea

 

*** Presenta deterioros provocados por factores ambientales y el paso del tiempo, así como la pérdida —propia de su envejecimiento— de piezas dentales, garras y escamas


 

 

Una de las piezas más representativas de las colecciones que resguarda el Museo Regional de Nayarit, es el ejemplar disecado de cocodrilo (Crocodylus acutus), el cual por más de dos décadas estuvo expuesto en los corredores principales del recinto y fue retirado en 2012 debido a daños que en él se observaban. De julio a noviembre del año en curso, dicho reptil será sometido a un proceso de restauración por especialistas de la Escuela Nacional de Conservación, Restauración y Museografía (ENCRyM), del Instituto Nacional de Antropología e Historia (INAH).

 

De acuerdo con Daniel Gallo Arana, restaurador del Centro-INAH Nayarit, el peculiar ejemplar de poco más de 4.5 metros de largo, presenta diversos deterioros ocasionados por factores ambientales y el paso del tiempo, como humedad y temperatura, cambios cromáticos en superficie (decoloración), así como la pérdida —propia de su envejecimiento— de piezas dentales, garras y escamas.

 

Explicó que a mediados de este mes, personal de la Coordinación Nacional de Museos y Exposiciones del INAH y del Centro-INAH Nayarit realizará el traslado del cocodrilo hacia la Ciudad de México, para que sea intervenido por maestros y estudiantes del Seminario-Taller de Restauración de Obra Moderna y Contemporánea de la ENCRyM, como parte de las actividades de vinculación que la oficina del INAH en aquella entidad tiene con la institución académica.

 

Gallo Arana señaló que en principio se tenía contemplado trabajar la pieza en las instalaciones del museo, sin embargo, se tomó la decisión de llevarlo a la escuela, donde se podrán desarrollar estudios más amplios que permitirán conocer a profundidad las técnicas que se emplearon para su taxidermia y, a partir de ello, ejecutar los procedimientos idóneos para su restauración.

 

“El animal fue cazado de manera furtiva en el Puerto de San Blas, Nayarit, y se cree que tenía más de 70 años de edad; fue donado al museo en 1992”, acotó el especialista.

 

El cocodrilo —puntualizó— fue disecado aparentemente con el método de tanino (sustancia orgánica para convertir las pieles crudas de animales en cuero), y se le introdujo borra de algodón y una estructura metálica de varilla y alambrón para darle soporte a la piel.

 

A finales de 2016, la pieza fue sometida a estudios parciales con luz ultravioleta que permitieron determinar diversas capas y residuos en superficie: cera, pinturas y barnices.

 

El análisis se efectuó en el museo, como parte de la práctica de campo hecha por los estudiantes del Seminario-Taller de Obra Moderna y Contemporánea de la ENCRyM, cuyo objetivo fue registrar y diagnosticar el acervo del siglo XX albergado en el recinto. Lo anterior bajo la coordinación de las maestras Lizeth Mata y Claudia Coronado.

 

Daniel Gallo indicó que la intervención de reptil posiblemente se complemente con estudios radiográficos que permitan conocer las condiciones de conservación de la estructura metálica interna, reposición de faltantes, limpieza y conservación de la piel mediante el uso de materiales especializados que las titulares del seminario-taller, alumnos y otros especialistas de la ENCRyM determinen al concluir el diagnostico.

 

“La idea es se restaure durante el próximo semestre de la Licenciatura en Restauración de la ENCRyM, tal y como se hizo en 2016 con la Tabla Nierika, atribuida al artista wixárika José Benítez Sánchez. Su regreso tentativo a Nayarit se prevé para noviembre próximo. El objetivo es tener la pieza emblemática restaurada para la celebración en 2019, cuando el Museo Regional conmemorará su 70 aniversario”.

 

Anticipó que cuando el cocodrilo esté en el museo, se espera contextualizar su exhibición con elementos museográficos que den cuenta de la importancia de esta especie en la biodiversidad y la cultura prehispánica de Nayarit, así como con piezas cerámicas con representaciones de lagartos vinculados con el complejo cultural Aztatlán.

 

El ejemplar de taxidermia aún se encuentra en exhibición en el Museo Regional de Nayarit (av. México 91, colonia Tepic Centro, en Tepic, Nayarit), para que los visitantes puedan admirarlo antes de ser trasladado para su restauración.

Archivos adjuntos:
Descargar este archivo (2018_220.pdf)Descargar[Boletín 220]

Atención a medios de comunicación

 

  Arturo Méndez

 

Suli Kairos Huerta Figueroa
Directora de Medios de Comunicación

Foto del día

Guerreros del Monte Tláloc en Xochicalco